lunes, 28 de octubre de 2013

Gracias...

domingo, 27 de octubre de 2013

GRACIAS... GRACIAS...


Santísimo Padre Pío, ante ti me inclino con gran devoción para agradecerte
por todo lo que ayudas a mi querida hija.

Gracias Padrecito Pío. Gracias... mil gracias.
¡Cómo quiero que más gente te conozca y ponga su fe en ti! Eres tan bueno y misericordioso. No abandonas a ninguna persona que se acerque a ti... Siempre estás ahí, tendiendo tus brazos y cubriéndonos con tu inmaculado hábito capuchino.

Gracias... Gracias , Padrecito Pío.

Bendícenos siempre.

Inés de Cuevas

miércoles, 23 de octubre de 2013

Agradecimiento al Padre Pío




Padrecito Pío, gracias por todos los favores recibidos. Gracias por ayudar a mi querida hija. 

Amén

Inés de Cuevas

jueves, 17 de octubre de 2013

NUEVA PETICIÓN AL PADRE PÍO DE PIETRELCINA


Reverendísimo Padre Pío, me postro ante ti para rogarte
por Venezuela.
Ayúdanos con tu infinita misericordia a salir de esta situación.
Te pido con toda mi fe, por un cambio de gobierno que vuelva a hermanarnos, a unirnos a todos, como en los años de democracia.
Padrecito Pío, que termine la dictadura comunista impuesta por los gobernantes que tenemos, y que Venezuela respire paz, amor y progreso.
Ayúdanos, Padrecito Pío. Te lo ruego de corazón. Confío en ti que fuiste un humilde capuchino entregado a la oración. 
Padrecito Pío, intercede por todos nosotros para que ésto cambie pronto...
Para que termine esta terrible pesadilla y volvamos a la tranquilidad.

Amén.

Inés de Cuevas

jueves, 11 de julio de 2013

EL PADRE PÍO NOS ESCUCHÓ.


ESTA ES LA HISTORIA:
  1. Buenos dias.Soy francesa,vivo con mi marido y mis seis hijos en la aldea en Bourgogne,en un pueblecito que se llama Champigny sur Yonne,en el departamento de l'Yonne.Soy cristiana y yo adoro a Jesuscristo y yo amo tambien el padre Pio.Por favor,puedes rezar por mis hijos Elie 14 anos,Daniel 17 anos,Gabriel 12 anos que fueron raptados el 8 abril 2013 aqui en Francia. Saludo cordial. Senora Béatrice Berthelage-Hervé.Que Dios te bendiga.
    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sra. Beatrice Berthelage-Hervé, gracias por comunicarse. Soy una gran devota del Padre Pío, porque me ha concedido muchos favores. Con muchísima fe, acompañada de su oración diaria voy a pedir al Padre Pío por sus hijos: Elie 14 anos,Daniel 17 anos,Gabriel 12 anos que fueron raptados el 8 abril 2013 allá en Francia.
      Tenga mucha... muchísima fe en el Padre Pío, Él va a devolvérselos sanos y salvos. El Padre Pío sólo pide que recemos, que tengamos fe y que no nos preocupemos, porque Dios es misericordioso y nos escucha. ¡Vamos a rezar juntas! Un gran abrazo. Que Dios, la Virgen de Fátima y el Padre Pío la bendigan y bendigan a sus amados hijos. La quiero desde Venezuela.
      Eliminar
  2. Son las 8 horas 44 de la madrugada en Francia. Saludo cordial. Senora Béatrice Berthelage-Hervé (tengo 50 anos)
    ResponderEliminar


domingo, 21 de abril de 2013







   Hoy es jueves 11 de julio de 2013

2 comentarios:

  1. Muchas gracias.Que Dios-Jesucristo nuestro Salvador santo y perfecto te bendiga.Yo estoy con mis hijos Elie y Gabriel,tengo 6 hijos. Adios. Madame Béatrice Berthelage-Hervé
    ResponderEliminar
  2. Gracias a Dios, a la virgen de Fátima y al Padre Pío. El Padre Pío es mi angel y mi todo. Sin su presencia en mis lugares, no sería lo que soy.

    ¡GRACIAS, PADRECITO PÍO, POR TU DIVINA MISERICORDIA!.

    Querida amiga, Madame Béatrice Berthelage-Hervé, me alegra muchísimo que el Padre Pío te haya devuelto a Elie y Gabrielle. Le agradezco, de corazón, darle las gracias al Padre Pío.
    La fe, la oración y la espera sin desesperarse, como Él lo decía siempre, es el resultado de nuestros logros.
    Roguemos siempre a Él con mucha fe y devoción: Nada será imposible, absolutamente nada.

    Un gran abrazo.

    Inés de Cuevas
    Desde Mérida-Venezuela (América del Sur)

viernes, 5 de julio de 2013

miércoles, 3 de julio de 2013

GRACIAS, PADRECITO PÍO.

PADRECITO PÍO, SIEMPRE Y POR SIEMPRE,  GRACIAS A SU INFINITA MISERICORDIA. 
GRACIAS por escucharme...  GRACIAS, Padrecito Pío.  ALABADO SEAS.

Amén.
Inés de Cuevas

martes, 11 de junio de 2013

MI NUEVA GRATITUD AL PADRE PÍO

Padrecito Pío, gracias por estar conmigo durante la aplicación y análisis del eco abdominal. Todo salió perfecto porque Tú estabas ahí dirigiendo el aparato sobre cada órgano para que nada quedará fuera del estudio. Gracias, mi querido Padrecito Pío, por esos resultados. Gracias por su compañía. Gracias por ser tan bueno y misericordioso. Te amo. Amén.

Inés de Cuevas

sábado, 8 de junio de 2013

San Pío de Pietrelcina.... Un hombre de Dios al servicio de los hombres

El Padre Pío de Pietrelcina, “fotocopia de Cristo” (2)

«Confesaba de la mañana a la noche» (Pablo VI)

Jesucristo, enviado por Dios al mundo «no para juzgar al mundo sino para que el mundo se salve por él» (Jn 3, 17), «pasó haciendo el bien y curando a todos los oprimidos por el diablo» (Hech 10, 38).
El primer elemento de esa curación fue la liberación del pecado. Al paralítico que, en Cafarnaúm, llevado entre cuatro en una camilla, colocaron ante Jesús, éste le dijo en primer lugar: «Hijo, tus pecados te son perdonados»; después le dirá también: «levántate, coge tu camilla y vete a tu casa» (Mc 2, 3-11). A la mujer sorprendida en adulterio, que los escribas y fariseos le llevaron para preguntarle si debían apedrearla, como mandaba la ley de Moisés, Jesús le dirá: «Tampoco yo te condeno. Anda y en adelante no peques más» (Jn 8, 3-11).
Y para que esta liberación del pecado se ofrezca a los hombres de todos los tiempos, Cristo, ya resucitado, dirá a sus discípulos: «Recibid el Espíritu Santo; a quienes les perdonéis los pecados, les quedan perdonados» (Jn 29, 22-23).
--- - ---
El Padre Pío de Pietrelcina, desde su llegada a San Giovanni Rotondo en 1916, dedicó la mayor parte de su tiempo y sus mejores energías al ministerio de la confesión. Se le ha llamado con toda razón "El Padre que confiesa", "Mártir de la confesión"... ¿Le resultaba apetecible este ministerio? Esto es lo que dijo a un sacerdote: «Si supiese usted qué terrible es sentarse en el tribunal de la penitencia… Somos administradores de la sangre de Cristo. Estemos atentos a no derramarla con facilidad y ligereza».
El Padre Pío llegó a estar hasta quince y más horas diarias en el confesonario, algo inexplicable en un hombre afectado por diversas enfermedades, aunque éstas fueran misteriosas; consumido por continuos achaques; que de continuo perdía sangre por las heridas de sus llagas; que se alimentaba, cuando lo hacía, con un poco de menestra al mediodía y un poco de sopa, a veces,  a la noche…
Desde el principio, y más desde que las llagas se hicieron visibles en su cuerpo el 20 de septiembre de 1918, hombres y mujeres llegaban de todas partes para confesarse con él. En el convento de Capuchinos había otros sacerdotes, pero al que buscaban los peregrinos era al Padre Pío; y, con tal de confesarse con él, esperaban contentos hasta 15 y más días en San Giovanni Rotondo.
Si el trabajo era abrumador: «Son ya diez y nueve horas las que llevo sujeto al trabajo. Un esfuerzo superior a mis fuerzas, al que estoy haciendo frente como puedo, sin un momento siquiera de descanso», fueron mucho más dolorosos los dos años, de junio de 1931 a julio de 1933, en los que, como consecuencia de gravísimas calumnias contra él, quedó recluido entre las cuatro paredes del convento. Se sentía«devorado por el amor a Dios y el amor al prójimo, que le impulsaban a «liberar a mis hermanos de los lazos de Satanás», a «dar la vida por los pecadores y hacerles participar después de la vida del Resucitado» y a poner fin así a la «ingratitud de los hombres para con Dios, nuestro Sumo Bienhechor», pero la Jerarquía de la Iglesia le prohibía administrar el sacramento que mejor alcanza estos objetivos.
Al administrar el sacramento de la confesión, el Padre Pío usaba todos los medios a su alcance para arrancar a sus penitentes del pecado y conducirlos a Dios; también los dones especiales de profecía y de penetración de las conciencias, que le permitían ‑y lo hacía a veces‑ adelantarse a enumerar los pecados que debía confesar el penitente; sin excluir, cuando era necesario, la corrección severa e, incluso, negar la absolución. Pero, luego, debía comprar esas almas y conseguir que todas volvieran arrepentidas en busca del perdón. Escuchemos estas palabras dichas a un sacerdote inglés: «¡Sisupieras cuánto cuesta un alma! ¡Las almas se compran y a muy caro precio!». Y a su Director espiritual escribió: «Cuántas veces, por no decir siempre, me toca decirle a Dios juez, junto con Moisés: “Perdona a este pueblo o bórrame del libro de la vida"».

Entre otros, estos tres convencimientos orientaban al Padre Pío en su ministerio de confesor:
-      1º. Cuando Dios perdona en el sacramento de la confesión ¡perdona!; más aún: ¡destruye el pecado! Como consecuencia: «No se debe volver ni con el pensamiento ni en la confesión a los pecados ya acusados en confesiones anteriores. Por nuestra contrición Jesús los ha perdonado en el tribunal de la penitencia… Con un gesto de infinita generosidad ha rasgado, ha destruido, las letras de cambio firmadas por nosotros al pecar, y que no habríamos podido pagar sin la ayuda de su clemencia divina».
-      2º. Porque en la confesión Dios ofrece, no sólo el perdón, sino también la paz, es decir: su gracia renovadora, hay que celebrarla con frecuencia. «Yo no me puedo resignar a tener a las almas más de ocho días alejadas de la confesión».
-      3º. Porque el confesor ofrece los dones de la misericordia divina, tiene que actuar siempre con misericordia y amor. Hermoso el testimonio que nos ha dejado el papa Juan Pablo II en un breve escrito del 5 de abril del 2002. En abril de 1948, al año siguiente de su ordenación sacerdotal, cuando estudiaba en Roma, Carlos Wojtyla se desplazó a San Giovanni Rotondo y se confesó con el Padre Pío: «Durante la confesión resultó que el padre Pío ofrecía un discernimiento claro y sencillo, dirigiéndose al penitente con gran amor».
--- - ---
Al Padre Pío, también porque liberó a los oprimidos por el diablo y les ofreció, como Jesús y en su nombre, el perdón de los pecados y la vida nueva de la gracia, podemos llamarle, como lo hacía fray Modestino, “fotocopia del Cristo”.

Elías Cabodevilla Garde

jueves, 6 de junio de 2013

PADRECITO  PÍO, AQUÍ ESTOY DE NUEVO ANTE TI.  TE RUEGO DE CORAZÓN QUE MAÑANA ME ACOMPAÑES DURANTE EL ULTRASONIDO PARA QUE TODO SALGA BIEN. SÉ QUE ESTARÁS AHÍ. GRACIAS PADRECITO PÍO. GRACIAS POR ESCUCHARME Y POR TODO LO QUE HACES POR MÍ Y POR MI QUERIDA FAMILIA. AMÉN.

viernes, 17 de mayo de 2013

Novena a San Pío de Pietrelcina Santo de los enfermos y la Confesión






Novena a San Pío de Pietrelcina
Santo de los enfermos y la Confesión




DÍA PRIMERO

Padre Pío, míranos con bondad y alcánzanos de Dios Padre imitar tus ejemplos y palabras. Que nosotros podamos huir siempre del pecado y ser templos vivos del Espíritu Santo.


Modo de Rezarla:

  • 1. Hacemos la señal de la cruz: En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo.

  • 2. Pedimos perdón a nuestro Padre Dios, y expresamos la intención de esta novena.

  • 3. Leemos el siguiente evangelio de la oración de Jesús en el Monte de los Olivos (Lc 22, 39-46).


EVANGELIO DE LA ORACIÓN DE JESÚS EN EL MONTE DE LOS OLIVOS.

Lc 22,39-46.

 Salió entonces y se dirigió, como de costumbre, al Monte de los Olivos, y lo siguieron también los discípulos.
 Llegado a aquel lugar les dijo:
- Pedid no ceder a la tentación.
 Entonces él se alejó de ellos a distancia como de un tiro de piedra y se puso a orar de rodillas, diciendo:
- Padre, si quieres, aparta de mí este trago; sin embargo, que no se realice mi designio, sino el tuyo.
 Levantándose de la oración fue adonde estaban los discípulos, los encontró dormidos por la tristeza y les dijo:
-¡Conque durmiendo! Levantaos y pedid no ceder a la tentación.



4. Rezamos los misterios dolorosos:

  • La Oración de Jesús en el Huerto.
  • Los azotes de Jesús atado a la columna.
  • La Coronación de Espinas.
  • Jesús carga con la Cruz.
  • Crucifixión y Muerte de Jesús.



 5. Finalizamos con la Oración al Padre Pío.


(Síntesis de Oración Homilía de la canonización del padre Pío por SS. Juan Pablo II)





    
OTROS DÍAS DE LA NOVENA


DÍA SEGUNDO

Padre Pío, tú naciste en el seno de una familia pobre, trabajadora y profundamente cristiana; alcánzanos de la Providencia divina, un trabajo digno que haga posible el crecimiento humano y cristiano de las familias de nuestra Patria.

DÍA TERCERO

Padre Pío, tú que respondiste tempranamente a la vocación con que Dios te llamó a la vida religiosa, por tu intercesión alcanza a la Iglesia muchos y santos religiosos y religiosas, que sean signo de santidad en medio del pueblo de Dios.

DÍA CUARTO

Padre Pío, que consagraste tu vida sacerdotal a la conversión de los pecadores, a través del sacramento de la reconciliación; alcánzanos a todos los miembros de la Iglesia, la gracia de poder vivir e continua conversión.

DÍA QUINTO

Padre Pío, cuya vida fue marcada por el sufrimiento y las tentaciones; alcánzanos de Dios la gracia de aceptar nuestras cruces con espíritu reparador y sean para nosotros fuente de purificación y de apostolado.

DÍA SEXTO

Padre Pío, que aceptaste con amor tu vocación reparadora, ofreciéndote como victima con Cristo por los males del mundo; alcánzanos la gracia de hacer de nuestra vida una ofrenda permanente y agradable a Dios.

DÍA SÉPTIMO

Padre Pío, que hiciste de la oración el alma de tu acción apostólica; alcánzanos de Dios la gracia de realizar en nuestra vida las palabras de Jesús: “Hay que orar siempre y no desfallecer nunca” .
DÍA OCTAVO
Padre Pío, tú practicaste en forma heroica las palabras de Jesús: “Ámense unos a otros como yo los he amado” , haciendo así presente a Dios en medio de los hombres; alcánzanos el don de servir a nuestros hermanos más necesitados con cariño y desinterés evangélico.

DÍA NOVENO

Padre Pío, que pasaste tu vida en el confesionario, derramando como Jesús, la misericordia y sanando heridas espirituales, morales y físicas; alcánzanos de Dios la gracia de ser testigos del amor misericordioso del Padre Dios, con la paciencia, la humildad y el perdón hacia todos los hombres.

Fuente: BLOG EN HOMENAJE AL PADRE PÍO DE PETRELCINA
http://homenajealpadrepio.blogspot.com/

domingo, 21 de abril de 2013

RUEGO A TODOS MIS LECTORES, ORAR POR LOS HIJOS DE LA SEÑORA BEATRICE BERTHELAGE-HERVÉ


Buenos dias.Soy francesa,vivo con mi marido y mis seis hijos en la aldea en Bourgogne,en un pueblecito que se llama Champigny sur Yonne,en el departamento de l'Yonne.Soy cristiana y yo adoro a Jesuscristo y yo amo tambien el padre Pio.Por favor,puedes rezar por mis hijos Elie 14 anos,Daniel 17 anos,Gabriel 12 anos que fueron raptados el 8 abril 2013 aqui en Francia.
 Saludo cordial. 
Senora Béatrice Berthelage-Hervé
.Que Dios te bendiga.





domingo, 24 de marzo de 2013

MI GRATITUD





Reverendísimo Padre Pío, vengo con inmenso amor a ponerme de rodillas ante tu divina presencia para agradecerte mi callada petición de salud. Te alabaré toda mi vida por lo que haces por mí y por mi familia. Por escucharme siempre. Por estar a nuestro lado para librarnos de todo mal, peligro y enfermedades. Gracias, mil gracias, Padrecito Pío.

jueves, 21 de febrero de 2013

NUEVA PETICIÓN PERSONAL AL PADRE PÍO






Reverendísimo Padre Pío, con toda la fe que guarda mi alma y el ferviente deseo de mi corazón... me postro ante tu divina presencia para implorarte nuevamente por Venezuela.

Hoy necesitamos tanto... tanto... o mucho más, de tu santísima ayuda.

 Ilumínanos en estos días de doloroso abatimiento, de tanto desconsuelo ante la situación política y económica implantada por el comunismo. 

 Te rogamos que alejes de cada uno de nosotros la fuerza de odio de los gobernantes de turno, para que Venezuela vuelva a ser una república democrática, de unión y entendimiento entre sus ciudadanos: como la que conocimos nosotros y conocieron nuestros hijos.

Líbranos,  Padrecito Pío de la maldad de esta gente. 
Aléjalos, Padrecito Pío, de nosotros.

 Con tu santa ayuda estamos seguros de un cambio en nuestro país. 

Escúchanos, Padrecito Pío. No nos abandones nunca. Tiéndenos tu mano y camina con nosotros hacia la libertad de Venezuela. Amén.

Inés de Cuevas

viernes, 18 de enero de 2013


PETICIÓN PERSONAL AL PADRE PÍO DE PIETRELCINA
"REZA, ESPERA Y NO TE PREOCUPES" San Padre Pío 
Reverendo Padre Pío, con la inmensa fe que siempre he puesto en ti; ahora, como en otros momentos, acudo a pedirte protección para Venezuela. Te invoco porque en situaciones muy difíciles me haz tendido tu mano para que me apoye en esa frase que tanta confianza guarda. Estamos rezando, esperamos y hacemos lo posible por no preocuparnos. Solamente tu santa voluntad y la de Dios junto a la Santísima virgen de Fátima nos protegerá.
En estos días aciagos para Venezuela y los venezolanos, te pedimos tu santa presencia en nuestras decisiones y en cada uno de los pasos que demos. ¡Ayúdanos y sálvanos!. Te lo pedimos con inmenso fervor. Amén.


Inés de Cuevas
(Desde Venezuela)
PETICIÓN PERSONAL AL PADRE PÍO DE PIETRELCINA

"REZA, ESPERA Y NO TE PREOCUPES" San Padre Pío 

Reverendo Padre Pío, con la inmensa fe que siempre he puesto en ti; ahora, como en otros momentos, acudo a pedirte protección para Venezuela. Te invoco porque en situaciones muy difíciles me haz tendido tu mano para que me apoye en esa frase que tanta confianza guarda. Estamos rezando, esperamos y hacemos lo posible por no preocuparnos. Solamente tu santa voluntad y la de Dios junto a la Santísima virgen de Fátima nos protegerá.

En estos días aciagos para Venezuela y los venezolanos, te pedimos tu santa presencia en nuestras decisiones y en cada uno de los pasos que demos. ¡Ayúdanos y sálvanos!. Te lo pedimos con inmenso fervor. Amén.

Inés de Cuevas